El último adiós. Maradona llegó a Cuba para despedirse de Fidel Castro. (AFP)
El último adiós. Maradona llegó a Cuba para despedirse de Fidel Castro. (AFP)

El ex futoblista argentino llegó el último viernes a Cuba – procedente de Uruguay – para participar de las exequias de , el ex presidente cubano que falleció la noche del viernes 25 de noviembre.

"Vengo a estar con mi segundo papá, con la leyenda que se nos va hoy", señaló Maradona en entrevista desde La Habana. "No es un compromiso venir, para mí fue un segundo padre, un hombre al cual yo adoro porque cuando me cerraron las puertas en la clínica de mi país, Fidel me abrió las puertas de Cuba, y me abrió las puertas del corazón de todos lo cubanos", agregó.

Diego Maradona vivió un tiempo en Cuba para tratarse de su adicción a las drogas. El 'Pelusa' señaló, además, que todos los consejos que el exmandatario le dio después de su "enfermedad" los conserva intactos y los sigue al pie de la letra.

"El que crea que Cuba se debilita porque se va el más grande, se equivoca", sentenció. Insistió también en que el fallecido líder "deja un legado tan claro y tan hermoso que no se puede traicionar".

Maradona lamentó el trato del Gobierno de Mauricio Macri, presidente de Argentina, el cual envió a Cuba para las honras fúnebres de Castro a una delegación encabezada por la canciller Susana Malcorra, y en un escueto mensaje en Twitter en donde expresaron sus condolencias.

Lamenta trato del Gobierno de Argentina

"Yo digo que soy el representante argentino que vino a despedirlo o a decirle 'Chao, Hasta siempre comandante', porque hoy tenemos un Gobierno que, como no entiende nada de nada, no entiende que Fidel es el más grande (…). Así que pido disculpas en nombre de todos los argentinos que respetamos a Fidel, que queremos al Che", afirmó.

Más información