Los colombianos, con las imágenes aún frescas de los por las tras más de una década de cautiverio, volvieron hoy a pedir en las calles la liberación de los secuestrados y expresar su rechazo a los terroristas.

En distintas localidades – desde hasta grupos de 1,000 a 2,000 personas comenzaron a marchar pasadas las 10:00 (hora peruana); mientras que en se congregaron en la Plaza de Bolívar desde el mediodía.

Las marchas de la jornada distaron mucho de las multitudinarias manifestaciones que ocurrieron en febrero del 2008, cuando hasta dos millones de personas participaron en Bogotá y en el resto del país se contaban por miles.

Esta vez la asistencia en la capital colombiana, con un mal clima, se calculó en unas 100,000 personas, aseguró el coronel Jorge Gallego, jefe operativo de la Policía Metropolitana de Bogotá.

Un centenar de colombianos se unieron a la marcha desde , caminando desde el consulado colombiano en Manhattan hasta la sede de . Otro centenar se manifestó con atuendos blancos en el sur de Florida.

Según la ONG País Libre, el número de denuncias de secuestros aumentó 35% en el primer semestre del 2011 comparando con igual período del 2010: De 131 denuncias se pasó a 177.

Pero cifras de la Policía Nacional Antisecuestro señalan que pasaron de 282 el año pasado a 255 hasta noviembre de 2011. De esos 255 casos, 145 fueron obra de la delincuencia común, 72 fueron atribuidos a las FARC, 30 al Ejército de Liberación Nacional (ELN) y ocho a paramilitares.