Los productos de Apple son muy codiciados y caros en China. (Reuters)
Los productos de Apple son muy codiciados y caros en China. (Reuters)

Cinco personas al sur de son acusadas por verse involucradas en el caso de un adolescente que, el 2011, vendió un riñón para comprar un iPhone y un iPad y que ahora sufre de deficiencia renal, según la agencia de noticias Xinhua.

El reporte indica que entre los cinco acusados se encuentra el cirujano que le extrajo el riñón a un joven de 17 años en abril del año pasado. Uno de los implicados había recibido unos 220 mil yuanes (US$35 mil aproximadamente) para arreglar el trasplante.

El sujeto le pagó la décima parte (22 mil yuanes) al muchacho reconocido solo por su apellido Wang, y dividió el resto con el cirujano, otros tres acusados y otro personal médico todavía no identificado. Sin embargo, el reporte no indicó quién recibió y pagó por el riñón.

El adolescente era de Anhui, una de las provincias más pobres de China. Con el dinero compró el celular y la tableta, pero cuando su madre le preguntó de dónde había conseguido el dinero, tuvo que confesar que había vendido su órgano. El país asiático prohibió el tráfico de órganos humanos el 2007.

Los productos son muy populares en China pero sus precios los tienen fuera del alcance de la mayoría. El iPhone cuesta más de 3,988 yuanes (US$633), mientras que el iPad se vende a partir de los 2,988 yuanes (US$474).