La ira por las nuevas caricaturas del profeta Mahoma, publicadas por el semanario satírico francés , creció este viernes en muchos países musulmanes, donde se registraron protestas y disturbios tras el rezo del mediodía.

Si el atentado que causó 12 muertos en la sede de Charlie Hebdo despertó la semana pasada la condena unánime de las autoridades de estos países, la reacción en contra de la última portada tampoco ha visto fisuras.

Los gobiernos e instituciones religiosas en el mundo musulmán calificaron estos días de "provocativa y atizadora del extremismo" la nueva caricatura de Mahoma, publicada en el último número de Charlie Hebdo y para remarcar este malestar los ciudadanos salieron hoy a las calles.

Las protestas, que coincidieron con la oración musulmana del viernes, tuvieron como punto de partida las mezquitas y como destino la embajada de Francia, desde Jordania a Pakistán, pasando por Sudán.

Contra esta portada se manifestaron centenares de sudaneses, que marcharon por el centro de Jartum con pancartas en las que se podía leer "muerte a Charlie Hebdo", "exigimos que Francia pida perdón" y "nos sacrificamos por ti, profeta".

Las protestas más violentas tuvieron lugar en Pakistán, donde al menos 3 personas resultaron heridas de bala en enfrentamientos con la Policía en la ciudad de Karachi.

Pero en Níger, 4 personas murieron y 45 resultaron heridas en la ciudad de Zinder, durante manifestaciones contra la publicación de la caricatura de Mahoma en la portada del último número de Charlie Hebdo, anunció el ministro nigerino de Interior.

TAGS RELACIONADOS