La Iglesia debe modernizarse. (EFE)
La Iglesia debe modernizarse. (EFE)

En Latinoamérica hay 425 millones de católicos, casi el 40% del total mundial, pero la identificación con esta religión sigue disminuyendo en la región, según una encuesta del Centro PEW publicada ayer.

El sondeo, realizado en 19 países de Latinoamérica y el Caribe, establece que el 69% de los adultos de la región se considera católico, frente al 90% que prevalecía durante la mayor parte del siglo XX. Esto ha pasado porque muchos se han pasado a iglesias protestantes o simplemente rechazan la religión.

Sin embargo, dos tercios o más de la población latinoamericana tienen una opinión positiva del papa Francisco, y 14 de los 19 países sondeados tienen una opinión "muy favorable" del Sumo Pontífice.

El motivo principal que los encuestados dieron para haberse pasado de la Iglesia católica a una protestante es que buscaban una conexión más directa con Dios, de acuerdo con el sondeo.

(Washington/Agencias)