(Internet)
(Internet)

La ciudad de y sus alrededores amanecieron hoy con un fuerte hedor en el ambiente, en medio de una densa neblina que complicó el tránsito y demoró vuelos aéreos.

Según informó el portal Infobae.com, alrededor de las 9 de la mañana (hora local), vecinos de diferentes puntos de la capital argentina comenzaron a alertar a través de las redes sociales por un olor al que la gran mayoría relacionaba con "pis de gato".

El penetrante olor se debería a un derrame de amoníaco vertido por una planta industrial en el barrio de Dock Sud, Avellaneda (zona sur de Buenos Aires). Además, el 100% de humedad registrada en la ciudad habría ayudado en que el hedor se disperse con mayor fuerza.

Un grupo de funcionarios de la Dirección Prevención Ecológica y el Organismo Provincial Para el Desarrollo Sostenible de Buenos Aires (OPDS) se reunieron para determinar con precisión el origen de la nube, si resulta tóxica, y cuál es el alcance de su toxicidad, según informó el portal web.