(Reuters)
(Reuters)

El presidente de , , urgió hoy en a la aprobación de una de "sentido común", afirmando que ha llegado el momento de avanzar en un tema que tiene creciente apoyo de todos lados.

"Ha llegado el momento de una reforma migratoria integral y de sentido común, ahora es el momento", dijo Obama en un discurso sobre inmigración en Las Vegas, Nevada, ante un público que gritaba en español "sí se puede", el lema traducido del mandatario demócrata "yes we can".

"Es hora de hacerlo para reforzar nuestra economía y el futuro de nuestro país", agregó el mandatario, quien en referencia a demócratas y republicanos en esta materia presentada en la víspera sostuvo que ahora más que nunca existe "un terreno y un objetivo común" en este tema.

"Las diferencias están menguando, está emergiendo un amplio consenso" acerca de la necesidad de una reforma migratoria, aseveró.

"La buena noticia es que, por primera vez en muchos años, republicanos y demócratas parecen dispuestos a afrontar este problema juntos (…) y ayer un grupo bipartidista de senadores anunció sus principios para una reforma migratoria que están muy en línea con los principios que yo he propuesto", continuó.

"En estos momentos, parece que hay un deseo genuino de lograr esto pronto, y eso es muy alentador", sostuvo.

Con todo, Obama dejó claro que no va a quedarse de brazos cruzados y dejar escapar el momento más propicio para hacer avanzar una reforma migratoria que ha fracasado una y otra vez en los últimos años.

"Necesitamos que el Congreso se ponga a trabajar de una forma integral que afronte por fin la cuestión de los 11 millones de inmigrantes indocumentados que se encuentran en el país ahora mismo", demandó.

"La base para una acción bipartidista ya está ahí, y si el Congreso no se mueve con suficiente rapidez, enviaré una iniciativa legislativa basada en mis propuestas e insistiré en que la voten de inmediato", amenazó.