La semana pasada, Nusrat Jahan Rafi (19), joven alumna de un colegio de , murió quemada por orden del director del centro educativo donde estudiaba, a quien denunció por acoso sexual. 

De acuerdo a información de AFP, la muerte de la estudiante provocó protestas en todo el país y llevó al gobierno a prometer que perseguirá a todos los responsables.

Según los primeros informes, los agresores de la joven le pidieron retirar la denuncia que había presentado ante las autoridades. Al negarse, Nusrat Jahan Rafi fue rociada con queroseno y quemada.

Una de las 17 personas intervenidas, entre las que destacan tres compañeros de clase de Rafi, señaló que el director denunciado les ordenó presionar a la joven hasta que diera marcha atrás. 

"El plan era pasar el incidente como un suicidio. Pero fracasó después de que Rafi logró bajar las escaleras mientras estaba en llamas porque el pañuelo se quemó y liberó sus manos y pies", dijo

La joven estudiante sufrió quemaduras en el 80% de su cuerpo y murió en el hospital el pasado 10 de abril. 

NUNCA GUARDÓ SILENCOP

Antes de su muerte, Nusrat Jahan Rafi grabó un video repitiendo sus acusaciones contra el director.

“El maestro me tocó, lucharé contra este crimen hasta mi último aliento", señaló en su grabación.

TAGS RELACIONADOS