Ataques suicidas se vuelven constantes en capital iraquí. (Reuters)
Ataques suicidas se vuelven constantes en capital iraquí. (Reuters)

Tres bombas mataron a al menos a 63 personas e hirieron a más de 100 en este martes, aseguró la policía y fuentes médicas, haciendo más severa la situación en la capital de Irak.

Un atentado suicida reivindicado por Estado Islámico en un mercado en el distrito norte musulmán, principalmente chiíta de al-Shaab mató a 38 personas e hirió a más de 70, mientras que un coche bomba en las inmediaciones chiíta de la Ciudad Sadr dejó al menos 19 muertos y más de 17 heridos, informa la agencia .

Otro coche bomba, en el barrio mixto chií-suní meridional de al-Rasheed, mató a seis e hirió a 21, según las fuentes. Un portavoz militar describió el suceso como un ataque suicida.

Ahora existe el temor de que Bagdad podría recaer en el derramamiento de sangre que ocurrió una década atrás, cuando los ataques suicidas mataron a decenas de personas cada semana.

Es el primer ministro Haider al-Abadi quien tiene la tarea de resolver el control de crisis política o arriesgarse a perder partes de Bagdad, de acuerdo con el sitio de noticias que citamos.

Al respecto, Abadi mencionó que la crisis, provocada por su intento de reorganizar el gabinete en un esfuerzo de acabar contra la corrupción, está obstaculizando la lucha contra el Estado Islámico lo cual da espacio a más ataques de la resistencia contra la población civil.

El Estado Islámico ,en un comunicado distribuido en línea por los partidarios, aseguró que uno de sus combatientes se había dirigido a militantes chiítas con granadas de mano y un chaleco suicida. No se atribuyó la responsabilidad de los otros dos atentados.

TAGS RELACIONADOS