No quiere acabar en una institución psiquiátrica. (Reuters)
No quiere acabar en una institución psiquiátrica. (Reuters)

El noruego rechazó hoy de nuevo el informe psiquiátrico que y aseguró que algunas las declaraciones que figuran en él son "inventadas".

Durante su comparecencia ante el tribunal que le juzga en Oslo, Breivik aseguró que la persona a la que se describe en el informe psiquiátrico no es él. Además, aseguró que los psiquiatras que realizaron esta evaluación no son competentes para hacerlo.

Breivik está siendo juzgado por terrorismo tras la matanza de 8 personas con una bomba en el barrio gubernamental de Oslo y de otras 69 en un tiroteo en la .

Un primer informe psiquiátrico declaró a Breivik no imputable por la alteración de sus facultades mentales. Sin embargo, ante las críticas en la opinión pública se llevó a cabo una segunda evaluación, que . El tribunal debe decidirse ahora por uno de ellos, lo que determinaría si Breivik acaba en la cárcel o en una institución psiquiátrica.

Según dijo hoy el acusado, ser enviado a un psiquiátrico es "lo peor a lo que se puede someter a un activista político". "Deslegitimiza todo lo que defiendes", apuntó en respuesta a preguntas de su abogada, Vibeke Hein Baera.