La Policía de Bagdad continúa con los operativos para dar con el paradero de los prófugos. (Reuters)
La Policía de Bagdad continúa con los operativos para dar con el paradero de los prófugos. (Reuters)

Al menos 22 internos iraquíes acusados de terrorismo se escaparon hoy de una cárcel en el norte de (Irak) tras asesinar a un guardia de seguridad. Sin embargo, la mayoría de ellos fueron capturados durante el día.

La fuga de la prisión de al-Adela desató una operación policial respaldada por helicópteros que culminó con uno de los prófugos muerto y otros 13 recapturados. Ocho aún continúan prófugos.

Según las autoridades, los prisioneros llamaron a un guardia a una celda mientras sus compañeros dormían, diciendo que un recluso estaba muy enfermo. Cuando el miembro de seguridad ingresó, lo atacaron con un cuchillo.

FUGAS EN CÁRCELES SON COMUNESLas fugas carcelarias son comunes en y, como con otras fallas de seguridad, han creado dudas sobre la capacidad de las autoridades de mantener la seguridad en el país.