¿Tu bolsillo está listo para el fin de año?

La gratificación de diciembre podría salvar sus finanzas y permitirle terminar 2012 sin deudas. Evite la tentación de caer en el ‘villancico’ del consumo.

(Perú21)

Redacción PERÚ21
Redacción PERÚ21

Richard Abecasisrabecasis@peru21.com

Dejar las cosas para después o para el próximo año podría ser un error costoso para su salud financiera.

Las fiestas de diciembre y el aguinaldo no tienen por qué desequilibrar sus cuentas financieras. Al contrario, pueden ser la oportunidad para sanar sus deudas.

Una opción es destinar el 100% de su gratificación para reducir o eliminar sus pasivos, sobre todo los de las tarjetas de crédito, que tienen la tasa más alta de interés, recomienda Miguel Ángel Martín, director de Maestría en Finanzas y Derecho Corporativo de ESAN. Otra alternativa es cancelar los préstamos de consumo y, en última instancia, las obligaciones hipotecarias.

NO GASTE ANTESEl portal web CNN Expansión advierte que la gratificación debe empezar a cuidarse desde noviembre pues algunos comienzan a gastarla sin tenerla, solo haciendo cálculos de lo que recibirán en diciembre.

La publicación aconseja *ahorrar un 25% de ese pago extra *para destinarlo a gastos imprevistos, viajes, aumentar la inversión en depósitos a plazo fijo o tentar suerte en los fondos mutuos.

El excedente, inclusive, podría servir como cuota inicial para un préstamo personal.

Por su lado, Miguel Ángel Martín recomienda no usar las tarjetas de crédito para pagar el consumo navideño (cena, juguetes…).

Finalmente, CNN alerta que lo menos saludable es pagar la deuda de su tarjeta de crédito con otra tarjeta. Así solamente alimentaría el ciclo financiero negativo y dejaría sin oxígeno sus finanzas personales.

Ir a portada