Desaire. Los voceros de las bancadas de oposición anunciaron que no acudirán esta noche al llamado de la encargada del despacho presidencial, , para tratar sobre la moción de censura contra los ministros del Interior, Daniel Lozada, y de Defensa, Alberto Otárola.

Así lo anunció el legislador Mauricio Mulder. "Si la congresista Marisol Espinoza quiere hablar de algún tema que venga al Parlamento", indicó, tras señalar que esta crisis política se solucionaría con una simple llamada del presidente , quien está de gira por Asia, para pedirle la renuncia a los dos ministros cuestionados por la Operación 'Libertad', que le costó la vida a ocho policías y militares en el Cusco.

"Estamos pidiendo que se sacrifique a dos peones, porque es ese el juego de la política", anotó Mulder, al tiempo de precisar que la salida de estos dos ministros tampoco solucionará el problemas que afrontan las fuerzas del orden en la lucha contra el narcoterrorismo en el VRAE.

Por su parte, también cuestionó que la primera vicepresidenta haya convocado a una reunión en Palacio de Gobierno a los voceros de las bancadas. Consideró que, "por normas elementales de respeto y de cortesía", la encargada del despacho presidencial debió acudir al Congreso y conversar con los representantes de los grupos parlamentarios.

Además, afirmó que "está actuando indebidamente" al suspender la sesión plenaria de hoy para darle tiempo a Espinoza de negociar con las bancadas y salvarles la cabeza a Daniel Lozada y Alberto Otárola.

"El presidente del Congreso no ha entendido que ya hay una posición de las bancadas tomada y la única forma de contribuir a la gobernabilidad es resolviendo esta crisis política", remarcó.