Una sesión entre los diputados se llevaba a cabo en , en la cual se discutía la posibilidad de volver el ruso el idioma oficial en algunas zonas al este del país. Sin embargo, de un momento a otro, se desató una feroz pelea entre miembros del oficialismo y la oposición que terminó con uno de los parlamentarios internado por una hemorragia en la cabeza.

El debate fue interrumpido y postergado por el presidente del Parlamento, Vladimir Litvin, cuando la pelea se convirtió en una auténtica batalla campal.

El tema es considerado como uno muy delicado, ya que los diputados leales al presidente, Vicktor Yanukovich, esperan oficializar el ruso en las zonas donde es más hablado, iniciativa que rechaza la oposición, temerosa de que Rusia amenace su independencia.

Yanukovich es considerado como un mandatario cercano a Rusia y sus opositores lo acusan de querer eliminar progresivamente el ucraniano como lengua oficial y dividir el país a unos meses de las elecciones presidenciales, que se llevarán a cabo en octubre.