Desenfreno. Menores no tenían supervisión adulta. (USI)
Desenfreno. Menores no tenían supervisión adulta. (USI)

Agentes del Serenazgo intervinieron una vivienda en donde unos 200 menores, de entre 15 y 17 años, participaban de una fiesta semáforo.

La intervención se ejecutó el viernes a las 6:00 p.m. en el predio ubicado en la calle Sérvulo Gutiérrez, en la urbanización Santo Dominguito. Los vecinos se habían quejado del escándalo ante el Serenazgo y por eso se realizó la inspección.

Los jóvenes, al verse sorprendidos por los agentes, se taparon el rostro con sus ropas, mientras que otros lograron escapar de la vivienda.

Durante el recorrido en los diversos ambientes de la vivienda, los agentes hallaron gran cantidad de botellas de licor, cajetillas de cigarros, así como preservativos usados.

Cabe precisar que, en las , los participantes asisten con brazaletes de distintos colores. El color define el comportamiento en la fiesta. El verde resulta el más transgresor, pues mujeres y hombres que lo tienen están dispuestos a cualquier situación, como el consumo de drogas, alcohol y relaciones sexuales de una noche.

SABÍA QUE

  • Según el Serenazgo, César Arturo Inga Flores, dueño de la casa, explicó que se la había prestado a un joven para que celebre su cumpleaños.
  • Uno de los cuartos fue acondicionado para que los menores tengan sexo.

TAGS RELACIONADOS