Este viernes, ciudadanos que apoyan la ejecución del proyecto cuprífero salieron a marchar por la Plaza de Armas de pero se encontraron con los que están en contra, lo que originó un enfrentamiento verbal.

Para evitar que la situación llegue a mayores, la Policía Nacional intervino y dispersó a ambos bandos. Sin embargo, el grupo que están en contra de la operación de Southern Perú en la ciudad de Islay se resistió y se enfrentó a los efectivos. Los incidentes no dejaron heridos ni detenidos.

Actualmente, el Gobierno ha instalado una mesa de diálogo en la ciudad de Mollendo, capital de la provincia de Islay, para llegar a un acuerdo con los habitantes, a fin de que permitan el ingreso de la compañía para que se ejecute el proyecto Tía María.

TAGS RELACIONADOS