Sigue actualizado en nuestra APP

Sujeto asesina a golpes a su expareja en SJL

Con este nuevo crimen, ya suman cien los feminicidios ocurridos en lo que va del año en Perú.

feminicidio 100

Escena del crimen. Vivienda en la que Julio Moscol acabó con la vida de la madre de sus tres hijos. (GEC)

Shirley Avila

Ella contaba con una medida de protección desde 2017. Había denunciado a su expareja, un vendedor ambulante de golosinas, reiteradas veces ante la Policía por agresión. Pero nada de esto le sirvió.

Lucía Ceras Escobar (33) fue asesinada ayer a golpes por Julio Moscol Gamarra (45) en el asentamiento humano Los Heraldos de Motupe, en San Juan de Lurigancho. Pese a los episodios de violencia, ambos vivían bajo el mismo techo.

De esta forma, Lucía Ceras se convirtió, en el día de su cumpleaños, en la víctima número cien de feminicidio.

Tras el crimen, el homicida fugó llevándose consigo a uno de sus tres hijos, una niña de 9 años. Al cierre de esta edición, se informó que había sido capturado en Magdalena. Estaba junto con la pequeña.

LO TENÍA TODO PLANEADO

De acuerdo con información de la PNP, a las 8:30 a.m., Moscol Gamarra le ordenó a sus tres hijos que vayan a la casa de su vecina Felicitas Puma, donde debían esperarlo.

Apenas los menores se alejaron, cogió un martillo –que fue hallado por la Policía debajo de una cómoda – y atacó a Lucía Ceras, a quien sorprendió recostada en la cama.

Una hora después, el feminicida pasó por la vivienda de la vecina Puma y se llevó a su hija. Este dijo que iba a comprar mercadería y que iba a retornar.

Entonces, Juan Huamán Sonco (53), esposo de Felicitas Puma, llevó a los otros dos niños de regreso a casa de su mamá. Como encontró la puerta cerrada por dentro, la empujó con fuerza y al abrirla, vio a Lucía Ceras sin vida.

La Policía dio a conocer que desde las medidas de protección dictadas en 2017 por las múltiples denuncias por maltrato, Ceras no había reportado agresión física o psicológica alguna. En cambio, Moscol sí formuló una, en 2018.

Moscol, además, tiene antecedentes policiales de violación sexual en agravio de una menor. El hecho ocurrió en 2006.

El Ministerio de la Mujer informó que entre enero y el 31 de julio de este año se han cometido 99 feminicidios. Con este nuevo hecho de sangre, ya se cuentan cien muertes por este tipo de asesinatos.

SABÍA QUE

- Lucía Ceras Escobar también trabajaba como vendedora de golosinas en los buses. Ella no quería seguir al lado de su pareja, según señalaron sus vecinas.

- Los otros dos hijos de la pareja vienen recibiendo atención emocional de personal del Ministerio de la Mujer.

Ir a portada