Luego de casi cuatro meses, el ex alcalde de Chiclayo y su pareja, , se reencontraron en la audiencia que se desarrolló esta mañana en el penal de Picsi por el juicio que se les sigue por el presunto delito de patrocinio ilegal.

Roberto Torres y Katiuska del Castillo son procesados por la irregular contratación, en el año 2011, de la joven como jefa de la Unidad de Archivo General en la Municipalidad de José Leonardo Ortiz.

Esto habría sido posible gracias a un favor que le hizo el ex burgomaestre de este distrito, Raúl Cieza, a Torres. A cambio, 'El Jefe' contrató al hermano de Cieza como subgerente de Tránsito en la comuna chiclayana.

La diligencia fue reprogramada para el 23 de marzo por la inasistencia de Juan Camino, abogado de 'La Jefa', y de Cieza, quien de no acudir a la próxima citación será declarado reo contumaz, según informó la Fiscalía.

Durante los 45 minutos que duró la audiencia, Roberto Torres y Katiuska del Castillo se dijeron algunas palabras al oído. Incluso, se despidieron con un beso. Sin embargo, Torres lucía desmejorado e, incluso, al momento de identificarse olvidó el número de su DNI.

César Nakasaki, abogado del presunto cabecilla de 'Los Limpios de la Corrupción', dijo que la salud de Roberto Torres sigue deteriorándose y hasta el momento no le dan un verdadero diagnóstico de su salud.