Para enfrentar la , la convocó a una caminata para concientizar a los vecinos de dicho distrito sobre el rechazo del trabajo infantil. La marcha inició en el Parque Tamayo de San Isidro, a la altura cuadra 6 de la Av. República de Colombia.

El regidor José Kleinberg Ackerman señaló que la iniciativa buscó sensibilizar a la ciudadanía sobre la importancia de hace prevalecer el derecho de los niños de vivir en una sociedad libre de violencia.

"No aceptaremos más atropellos contra menores, nuestra comuna se compromete a seguir respetando los derechos de los niños, entre ellos que tengan una educación y no trabajen", manifestó.

Por otro lado, el gerente de Fiscalización, Christian Rosenthal, indicó que se vienen realizando acciones de prevención y erradicación frente a la problemática del trabajo infantil.

"Muchas veces los niños son enviados por sus padres para solicitar dinero, exponiéndolos a peligros como robos, discriminación, explotación o maltratos por desconocidos", afirmó.