Se realizó 360 este año campañas de control poblacional del murciélago hematófago. (Totsobremamifers)
Se realizó 360 este año campañas de control poblacional del murciélago hematófago. (Totsobremamifers)

Hace una semana, murió un sargento del ejército debido a que fue mordido por un murciélago en el sector de Alfo Pichas en Cusco. Hoy se conoce que el Servicio Nacional de Sanidad Agraria realizó este año 360 campañas de control poblacional del murciélago hematófago, transmisor de la rabia silvestre en diferentes regiones del país.

El control aplicado fue el vectorial, el cual consiste en la captura de este tipo de murciélago, conocido también como vampiro por alimentarse de sangre. Al animal se le aplica un compuesto anticoagulante que provoca su deceso, señaló a la Agencia Andina Jorge Mantilla, director encargado de la Dirección de Sanidad Animal del Senasa.

Detalló que al ser lamido por otros murciélagos, el compuesto colocado en la piel ingresa al organismo del hematófago y le provoca una hemorragia que lo mata lentamente.

Esta estrategia ha sido usada en Apurímac, Ayacucho, Cusco y Junín, donde se detectó brotes confirmados de rabia silvestre.

Más información

TAGS RELACIONADOS