El corredor empieza a operar este sábado 26 de julio. (USI)
El corredor empieza a operar este sábado 26 de julio. (USI)

Por Jorge Weston (@JorgeMWeston)Luis Quispe Candia, presidente de la ONG Luz Ámbar y experto en transportes, consideró que el traerá "problemas colaterales" debido a la cantidad de trabajadores que resultarán perjudicados con la puesta en marcha de este proyecto vial.

"Va a haber problemas colaterales y un problema social porque muchos transportistas, por esta medida, se quedarán sin trabajo. La no ha preparado un programa de reconversión laboral", señaló en diálogo con Perú21.

El director de Luz Ámbar destacó que el corredor debería funcionar "como uno solo" para que los usuarios pueden acostumbrase a la . Ello debido a que la comuna no ha explicado con claridad de qué forma funcionarán las unidades alimentadoras de los buses troncales.

"El corredor principal y los alimentadores deberían funcionar como uno solo para que la población se adecue a este nuevo servicio. Sin embargo, no van a entrar los alimentadores porque no tienen vehículos. Esos vehículos pertenecen a propietarios individuales y ellos todavía no han firmado la transferencia de la propiedad a favor del consorcio", indicó.

Quispe Candia también lamentó que esta reforma se lleve a cabo de forma apresurada y señaló que es posible que sea una estrategia cara a las elecciones de octubre. "El cambio de transporte tiene que darse porque es un colapso total, no da para más (…) Tal vez es una decisión política", advirtió.

En otro momento, el experto aclaró que la reforma podría tener efectos negativos pues el corredor no cuenta con "una flota completa". "Los y, probablemente, recurran a un órgano jurisdiccional (Municipalidad del Callao) o un tribunal arbitral para hacer prevalecer sus derechos", puntualizó.