Los cambios en los estilos de vida y la pandemia han causado que cada vez más personas tengan sobrepeso y obesidad.  (Foto: Difusión)
Los cambios en los estilos de vida y la pandemia han causado que cada vez más personas tengan sobrepeso y obesidad. (Foto: Difusión)

El 31 de marzo es el Día Mundial del . Esta patología es la quinta neoplasia con la mayor cantidad de nuevos casos y la sexta causa de muerte en el país, según el último reporte de Globocan. Solo en 2020, se registraron más de 4,600 pacientes con este mal.

La Dra. Paola Montenegro, oncóloga médica de la clínica Auna, señala que el cáncer de colon y recto está ligado a factores relacionados con el estilo de vida; de hecho, los vínculos que hay entre la alimentación, el peso y la inactividad física, con el riesgo de desarrollar cáncer colorrectal son algunos de los más estrechos entre todos los tipos de neoplasias.

Según un análisis de la Organización Panamericana de la Salud, los niños varones con un índice de masa corporal (IMC) alto, es decir sobrepeso y obesidad desde temprana edad, tienen un 39% más de probabilidades de desarrollar este tipo de cáncer cuando sea adulto; mientras que, en las niñas con estas características, el riesgo aumenta en un 19%.

La especialista explica que se estima que estas cifras se incrementen en los próximos años, debido a que los cambios en los estilos de vida y la pandemia han causado que cada vez más personas tengan sobrepeso y obesidad. “Es necesario que la población mantenga un rango de peso saludable y realice actividad física de manera regular”, subraya.

La Dra. Montenegro indica otros factores adicionales que podrían poner en riesgo la salud de las personas y volverlas vulnerables a desarrollar esta enfermedad:

Tabaquismo

Fumar es el principal causante de cáncer de pulmón, sin embargo, también está asociado a otros tipos de cáncer, como el colorrectal, ya que su práctica aumenta las probabilidades de desarrollar condiciones médicas muy ligadas a la enfermedad.

Consumo excesivo de alcohol

Lo más recomendable es no ingerirlo. En caso de hacerlo, se recomienda que sea no mayor a un vaso al día.

Antecedentes familiares

Uno de cada tres personas que ha desarrollado cáncer de colon, tienen familiares que también lo han padecido.

Enfermedades previas

Ya sea porque anteriormente se tuvo pólipos, alguna condición inflamatoria del intestino o por el desarrollo de colitis ulcerosa.

Envejecimiento

Las probabilidades de desarrollar cáncer de colon aumentan con la edad. Aunque existen casos de jóvenes con el diagnóstico, la mayoría supera los 50 años.

Es posible reducir las probabilidades de desarrollar cáncer de colon mediante los cambios de hábito y la realización de chequeos periódicos, resalta la Dra. Montenegro. “Es necesario que se eduque a la población acerca de la importancia de la visita al médico de forma oportuna para identificar cualquier anomalía en una etapa temprana, lo que convierte a este tipo de cáncer en una condición tratable y de la importancia de recibir el tratamiento adecuado y continuo”, indica.

Pacientes exigen atención

Por su parte, Karla Ruiz de Castilla, representante de la asociación de pacientes , resalta que muchos pacientes con cáncer de colon se han visto en la compleja tarea de tratar de regularizar sus tratamientos y de acceder a sus medicamentos, que fueron interrumpidos principalmente a raíz de la pandemia. Es por esa razón, demanda la urgente necesidad de que estas personas reciban la atención prioritaria que se merecen para mejorar su calidad y expectativa de vida.

“Si estos pacientes son detectados en etapas iniciales o tempranas, pero no son atendidos ni tratados a tiempo, sus posibilidades de supervivencia disminuyen rápidamente, atentando contra el derecho de todos los ciudadanos a tener acceso a una atención de salud de calidad”, señala la representante.

Recalcó la importancia de que el cáncer sea siempre un tema prioritario para todos los sectores, incluyendo a privados y estatales. “Lograr un trabajo alineado y enfocado a las mismas prioridades permitirá encontrar soluciones para mejorar la prevención, permitir el ingreso de los tratamientos innovadores y fortalecer a los organismos regulares”, finaliza.