El crimen conmocionó a los vecinos de la zona que solicitan mayor seguridad. (Alberto Orbegoso)
El crimen conmocionó a los vecinos de la zona que solicitan mayor seguridad. (Alberto Orbegoso)

Olga Eugenia Sanabria de La Torre (42), la dueña del colegio San Marcelo de San Martín de Porres que fue , recibía amenazas de una banda de extorsionadores, al parecer, porque se negaba a pagar cupos.

Así lo sospechan los detectives de la Divincri de Los Olivos a cargo del caso y que ya están están tras los pasos un sicario conocido como 'Shagui', sospechoso de perpetrar el crimen delante de padres de familia que estaban matriculando a sus hijos en el centro educativo.

"Tengo esto para usted, miss Olga", dijo el tres tiros: dos en el pecho y uno en la nuca. El sujeto tenía puesta una gorra oscura, polo negro y pantalón jean, y luego salió del local, subió a un vehículo negro que lo esperaba con dos sujetos, y huyeron rumbo a la avenida Canta Callao.

Olga Sanabria no vivía en el Perú. Había llegado de Valencia (España), donde residía con su esposo, de esa nacionalidad, y sus dos hijos. Iba a supervisar el inicio del año escolar en su centro educativo. También tenía colegios en el Callao y en San Miguel, aunque este último lo había vendido.

Su hermano Edwin, director de la escuela, estaba en el plantel en el momento del crimen. La víctima y su hermano habían recibido una considerable herencia de sus fallecidos padres, Pascual Sanabria y Olga La Torre, hace varios años.

MÁS SEGURIDADVecinos de la urbanización Virgen del Carmen, donde está el colegio particular San Marcelo, pidieron mayor seguridad a las autoridades, a fin de evitar nuevos hechos de violencia en esa zona de San Martín de Porres.

Señalan que en esa urbanización no suelen producirse peleas de pandillas ni actos delincuenciales, por lo que el crimen ocurrido ayer los sorprendió mucho y ahora solicitan mayores medidas de seguridad.