Recomiendan un equilibrio razonable en gastos. (Perú21/Referencial)
Recomiendan un equilibrio razonable en gastos. (Perú21/Referencial)

"Se avanza, pero a paso muy lento". Este es el diagnóstico respecto a las 1,459 comisarías que existen en el país por parte de Fernando Castañeda, adjunto de la Defensoría del Pueblo para Asuntos Constitucionales. Sus declaraciones se basan en el último censo de dependencias policiales realizado por el Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI).

Castañeda sostuvo que el gobierno ha implementado mejoras, pero que son insuficientes frente al gravísimo problema que afrontan los policías. "En la Defensoría pensamos que debe haber un equilibrio razonable en la inversión que se hace en el sector", señaló a Perú21.

Refirió que no se explica por qué se han adquirido tantos patrulleros inteligentes y helicópteros cuando muchos locales no cuentan siquiera con teléfono fijo, como revela el estudio del INEI.

"Imagínese que alguien quiere comunicarse con la comisaría, para que los policías actúen en tiempo real, y se da con la sorpresa de que esta no tiene teléfono. Este es un elemento clave que puede explicar las razones por las que la ciudadanía se siente desprotegida", manifestó.

"La enorme inversión realizada en otros temas no se justifica si con esa política se van a descuidar otros puntos básicos para los agentes, como un lugar para bañarse o para poder habitar con tranquilidad. Por eso, insistimos en que se debe invertir más en las comisarías y en los policías", sostuvo.

El representante de la Defensoría del Pueblo recordó que, en muchos lugares, la comisaría es la única cara visible del Estado para los ciudadanos. "Si no hay confianza, la gente no denuncia los delitos y deja que la delincuencia se siga expandiendo. Esto abona a que muchos prefieran hacer justicia por sus propias manos", comentó.

Por último, Castañeda insistió en la necesidad de contar con una Policía especializada. "El Perú debe ser uno de los pocos países en los que los policías cuidan chifas. Esto le resta prestancia al servicio", afirmó.

Por eso, opinó que se debe profesionalizar la carrera, que haya exclusividad. "Nadie dice que se debe implementar en meses. Se trata de una tarea que tiene que efectuarse progresivamente", expresó.

Finalmente, consideró como elemento prioritario la capacitación constante del personal policial, la modernización de las comisarías y el acceso de las mismas a nuevas tecnologías.

César Martínez (cmartinez@peru21.com)