(Captura de video/Andina)
(Captura de video/Andina)

Un gran ambiente de fiesta se vivió tras la del en la playa Agua Dulce de Chorrillos, lugar al que acudieron miles de personas para despedir a los corredores y desearles lo mejor en esta nueva edición de la carrera más dura del mundo.

Sin embargo, la jornada inaugural del raid no estuvo exenta de hechos anecdóticos. Los primeros competidores que llegaron a la garita de control de Villa tuvieron que pagar peaje. Tras regularizarse esta situación, el resto de participantes pudo pasar sin problemas.

Otra imagen que quedará para el recuerdo de los fanáticos del Dakar fue la de uno de los integrantes del equipo del estadounidense Robby Gordon, quien hizo un alto a la carrera para descender de su vehículo y orinar en plena vía. Hasta el momento, no se sabe si fue el propio Gordon o su copiloto Kellon Walch el que miccionó.