La encuesta fue elaborada por Gallup Internacional. (USI)
La encuesta fue elaborada por Gallup Internacional. (USI)

¿El dinero da la felicidad? Algunos dicen que sí, otros aseguran que no, pero que es de mucha ayuda. Sea como fuere, según el Barómetro de la Felicidad Mundial –realizado por en 58 países–, no siempre la bonanza económica es sinónimo de dicha. Ejemplo de ello lo dan Nigeria y las Islas Fiji, cuyos pobladores, pese a tener ingresos per cápita de US$ 2,170 y de US$4,510, respectivamente, se proclaman como los más felices del mundo, superando a Holanda y Suiza, con ingresos que superan los seis dígitos.

Una situación singular se registra en el Perú, donde el 56% manifiesta sentirse feliz, lo que supera el promedio global que alcanza apenas el 40%. Las cifras, sin embargo, se ponen en rojo cuando se aborda el tema económico. La esperanza neta de los peruanos, de que el 2012 será un año de prosperidad, es de -13%. Es decir, los pesimistas son la mayoría.

El estudio, difundido por , revela, además, la estrecha relación entre el estado de ánimo de los peruanos y la coyuntura política y económica. Los picos de esperanza más altos, por ejemplo, se dan luego de las elecciones, como 2006 y 2010, pero caen en etapas de conflicto o incertidumbre como el 'Arequipazo', en 2002, la crisis económica mundial, en 2008, y la elección de Ollanta Humala, en 2011.