Lánder Tamani Guerra, un suboficial de Tercera de la Policía Nacional, fue uno de en Alto Kepashiato, La Convención, durante el operativo 'Libertad'. Sin embargo, según su padre, el técnico de Segunda del Ejército, Félix Tamani, su muerte pudo haber sido evitada si el helicóptero que lo transportaba no lo hubiera abandonado.

"A mi hijo lo han abandonado", dijo el militar desde el velatorio del oficial caído. Según Tamani, su hijo saltó de un helicóptero de la Policía junto a los suboficiales Luis Astuquilca y César Vilca, ambos todavía en situación de desaparecidos, pero cuando iba a saltar una cuarta persona, "ocurrió una balacera" que hizo que la aeronave alzara vuelo.

"Mi hijo murió luchando. Sus compañeros lo vieron rampando y disparando cuando el helicóptero se fue", dijo el padre de la víctima. Cuando los refuerzos llegaron, solo pudieron recuperar el cuerpo del suboficial Tamani Guerra. De sus dos compañeros hasta ahora no se reciben noticias oficiales.

Por eso, el militar criticó al jefe de la patrulla de su fallecido hijo. "Él le hubiera dicho al piloto para apoyar a los efectivos hasta el último", añadió.

Los familiares de Astuquilca y Vilca también bajo fuego enemigo.