Asegura que el Gobierno actuará con energía y firmeza. (USI)
Asegura que el Gobierno actuará con energía y firmeza. (USI)

El jefe del gabinete, , aseguró hoy que los manifestantes antimineros de la provincia cusqueña de pretender radicalizar su protesta contra las actividades de la minera y se quejó de que no haya ningún preso por los desmanes del último fin de semana, en los que al menos .

Váldes subrayó que el Gobierno está presentando denuncias penales contra las personas que bloquean carreteras y que organizan movilizaciones contra el Estado, pero pidió el apoyo del Ministerio Público y el Poder Judicial para que estas sean procesadas.

"Estamos solicitando al Ministerio Público y al Poder Judicial que nos ayuden en esta tarea, no puede ser que pese a que hemos denunciado a mucha gente, no tengamos ni un solo preso por bloquear carreteras y por atentar contra los policías", dijo en RPP.

También criticó la actitud del parlamentario nacionalista , quien cuestionó al Ejecutivo por la forma en que está abordando este conflicto e, incluso, muchos aseguran haberlo visto azuzando a la población de Espinar en contra de la mencionada minera.

"Es una lástima que el congresista Coa haya tomado esa posición. Estuvo varias veces en la PCM, hemos conversado con él y no demostraba esa actitud. Parece que cuando llega el momento, como cuando sucedió lo de Conga y , este señor adopta la misma posición", expresó.

En ese sentido, cuestionó que algunos legisladores no colaboren con el fin de entablar el diálogo y remarcó que el Gobierno actuará con energía y firmeza, pero "separando la paja del trigo", haciendo alusión a algunos integrantes de la mesa de trabajo de Espinar que han radicalizado su posición.

Por último, advirtió que los dirigentes y autoridades que promueven el paro en Espinar buscan "radicalizar" las protestas, a las que calificó de ideológicas y que "no tienen un argumento técnico".

"Simplemente lo que quieren es radicalizar la protesta y dar a conocer su posición ultra ideológica", agregó Valdés, al comentar la negativa de los radicales a dialogar con una comisión de alto nivel enviada a Espinar el fin de semana.