El presidente inspeccionó hoy la magnitud de los daños causados por un alud en la localidad Nuevo Porvenir, en la región San Martín, desastre que ha provocado la muerte de al menos .

El jefe de Estado, junto a la ministra Ana Jara y al presidente de la Región San Martín, César Villanueva, llevó ayuda humanitaria a la zona del desastre y conversó con los damnificados, a quienes expresó su solidaridad y apoyo.

Humala anunció la reubicación inmediata de la población afectada, lo que ya se coordinada con las autoridades municipales y regionales. "No pueden seguir viviendo en esta quebrada", señaló.

La deforestación de la zona por la por el deslizamiento de lodo y piedras provocado por las fuertes lluvias que debilitaron las laderas de los cerros.

De otro lado, el presidente dijo la maquinaria pesada para limpiar la zona y remover los escombros no puede llegar al lugar del desastre porque las vías están cortadas por los continuos deslizamientos que provocan las lluvias.