(USI)
(USI)

Desde anoche, al menos 16 trabajadores del Instituto Nacional Penitenciario () permanecen como rehenes en un motín en el penal de Challapalca (Puno), donde los reclusos han tomado las instalaciones.

La Policía ha dispuesto el envío de un contingente al centro penitenciario, que alberga a más de 180 presos, quienes habrían aprovechado la huelga de los agentes del INPE.

Cabe recordar que a este penal fueron trasladados 43 presos que se habían amotinado, en setiembre pasado, (Arequipa).