(USI)
(USI)

Un equipo médico de la Dirección Regional de Salud de viajó a la comunidad de Tantarpata, distrito de Chungui, provincia de La Mar, para investigar la muerte de un menor de 12 años, quien fue contagiado con rabia silvestre.

Según informó el , los especialistas recogerán información sobre el hecho en la localidad, que se encuentra en la zona del Valle de los ríos Apurímac, Ene y Mantaro ().

"Sabemos que en el distrito de Chungui hay localidades con población de murciélagos, muerte de ganado afectado por rabia y población dedicada a la agricultura", dijo Ana María Navarro Vela, coordinadora de la Estrategia Sanitaria Nacional de Zoonosis del Minsa.

Por ello, se presume que el menor se expuso a un accidente de mordedura por un murciélago infectado o tuvo contacto con un animal enfermo, en cualquiera de estas circunstancias, esta situación será materia de investigación.

Asimismo, Navarro recomendó a la población tomar las medidas necesarias para evitar el contacto con estos animales. Sugirió que en las viviendas se debe cubrir todos los espacios que permitan su ingreso y, si es necesario, dormir con mosquiteros.

En el caso de que una persona sea mordida por un murciélago, indicó la funcionaria, deberá lavar la herida con agua y jabón y acudir al hospital más cercano. En ese sentido, aseguró que el Minsa garantiza que todos los centros de salud de las poblaciones con mayor riesgo cuenten con vacunas contra la rabia.