Metropolitano: Infiltrarán a policías femeninas en buses

En tanto, Protransporte evalúa implementar un servicio segregado para prevenir ataques.

La capacidad de la estación Naranjal ha sido largamente superada. (David Vexelman)

Redacción PERÚ21
Redacción PERÚ21

Policías femeninas del Escuadrón Verde se infiltrarán en los vehículos de transporte público, entre ellos los del Metropolitano, para prevenir diversos delitos, como el acoso sexual.

El coronel PNP Yohanim Chuquillanqui, jefe de dicha unidad, señaló a Perú21 que se trata de una iniciativa policial que busca prevenir estos actos y capturar a los responsables. Precisó que la medida no ha sido coordinada con la Municipalidad de Lima.

Explicó que se trata de agentes encubiertos que realizarán labores de inteligencia en los buses y en los paraderos de la red troncal.

SEGREGAR EL SERVICIODe otro lado, Ítalo Fernández, gerente general de Protransporte, indicó que se está evaluando la posibilidad de aplicar un plan piloto para evitar los ataques sexuales en los buses del Metropolitano.

La idea es separar, en una misma unidad, a mujeres de hombres, para que ambos grupos ocupen diferentes sectores del vehículo. "Es una medida que se aplica con éxito en 10 países", dijo.

Esta propuesta comenzaría a aplicarse en unas semanas en hora punta —entre las 6:30 a.m. y las 9:00 a.m.—, únicamente en los servicios expresos y superexpresos. Tendría una frecuencia especial.

Recalcó que no se habilitarán buses dedicados exclusivamente para el traslado de pasajeras y que aquellas que quieran emplear el servicio mixto —o sea, el convencional—, tendrán la libertad de hacerlo. "Estamos viendo el tema logístico operacional", indicó.

Al respecto, José Luis Díaz León, representante de los operadores del Metropolitano, dijo que ellos hicieron llegar diversas propuestas a Protransporte desde agosto del año pasado para prevenir el acoso sexual.

Recordó que tienen unos 50 buses articulados parados, parte de los cuales podrían ser destinados para el uso exclusivo de las mujeres.

"El problema es la programación de la frecuencia de salida de los vehículos. Por eso ocurre que a veces hay unos que están abarrotados, mientras que otros salen vacíos, pese a que la demanda es la misma", refirió.

QUE INSTALEN CÁMARASSobre este mismo tema, el ministro de Transportes, Carlos Paredes, reconoció que existen deficiencias materiales y humanas para controlar dicho problema.

En su opinión, una alternativa sería instalar cámaras de seguridad, las que permitirían mantener bajo control a las estaciones y los vehículos. Pero recalcó que cualquier decisión debe pasar por un estudio de costo-beneficio.

Por su parte, Luis Quispe Candia, de la ONG Luz Ámbar, recomendó, como medidas inmediatas, que se instalen cámaras en los buses y que se controle la cantidad de gente que ingresa en cada unidad.

"Debe haber un límite. No puede ser que los vehículos, sobre todo los expresos, salgan llenos y no puedan recoger más pasajeros en su trayecto, como ocurre en el Cono Norte", destacó. Además, se mostró de acuerdo con la propuesta de Protransporte.

DATOS

- Los agentes del Escuadrón Verde se infiltran como pandilleros, meretrices, ambulantes, payasos, monjas y homosexuales.

- Sobre la posibilidad de contar con unidades exclusivas para mujeres, Luis Quispe Candia indicó que habría que hacer un estudio de mercado previo.

- El objetivo sería analizar la demanda y la capacidad operativa del sistema vial.

Ir a portada