(USI)
(USI)

Gran congestión vehicular genera desde tempranas horas en la avenida Nicolás Dueñas el cierre al tránsito por el puente de la avenida Universitaria, tras el debido a la erosión provocada por las aguas del río Rímac.

El flujo vehicular, sobre todo del transporte pesado que acostumbraba circular por el citado puente, se desvió a la avenida Dueñas, cuyos dos sentidos se vieron colmados de camiones, transporte público y unidades particulares que se dirigen del Cercado de Lima al Callao y al cono norte y viceversa.

La congestión también se ha registrado en el puente Faucett, que se encuentra al final de la avenida Dueñas y por el que circulan vehículos que se dirigen y retornan al aeropuerto Jorge Chávez, al Callao y Ventanilla, así como a los distritos de Lima Norte (Comas, San Martín de Porres).

Lo mismo ocurre en el puente Santa María, tomado como vía alterna y que normalmente soporta gran flujo vehicular desde la Panamericana Norte con dirección al Cercado de Lima.

Mientras tanto, efectivos de la Policía Nacional del Perú brindan seguridad en ambos extremos del puente y debido al hundimiento de una de las aceras en casi un metro de profundidad se prohibió el tránsito peatonal como medida de prevención de accidentes.

El colapso del puente se produjo debido al aumento del caudal del río Rímac, cuyas aguas fueron erosionando las bases, una de las cuales cedió y motivó el hundimiento de la acera.