Gobierno pide al JNE rechazar inscripción de partido prosenderista

El ministro Juan Jiménez llamó a la “prudencia” al Jurado Nacional de Elecciones, que estaría a punto de aceptar al Movadef como partido. “No creo que esta gente acuda a la política en términos pacíficos”, sentenció.

El ministro Jiménez rechazó tajantemente la posibilidad de la inscripción. (USI)

Redacción PERÚ21
Redacción PERÚ21

El ministro de Justicia, Juan Jiménez, pidió hoy "prudencia" al Jurado Nacional de Elecciones (JNE) para resolver el pedido de inscripción como partido político del Movimiento por la Amnistía y Derechos Fundamentales (Movadef), que es el brazo político del grupo terrorista Sendero Luminoso.

"Exhortamos a la prudencia en la toma de decisiones del Estado. Esta es una decisión que hay que sopesarla muy bien. Hay que recordar que Sendero Luminoso es un movimiento terrorista. No hay ninguna calificación que desmienta ni ningún signo evidente que desmienta eso", manifestó.

Esto en referencia a que, según fuentes del organismo electoral, ya se tendría asegurados los tres votos necesarios para obtener la mayoría en el pleno del JNE para darle luz verde a la inscripción de la agrupación prosenderista.

El titular de Justicia agregó que el país tampoco ha visto signo alguno de arrepentimiento de esta agrupación subversiva, cuyo líder Abimael Guzmán purga cadena perpetua por los actos de barbarie cometidos entre 1980 y 2000.

Por ello, rechazó de manera tajante que ese grupo, que demanda la amnistía del cabecilla terrorista y su cúpula, participe en la vida política del país por tratarse de un grupo sedicioso.

"No creo que tengamos ninguna posibilidad que esta gente acuda a la vida política en términos pacíficos, por eso hay que ser muy prudentes. Exhortamos al jurado que tome una decisión equilibrada y ponderada", indicó.

La incorporación del Movadef como partido político rectificaría la decisión que tomó en primera instancia el Registro de Organizaciones Políticas (ROP), el pasado 28 de noviembre, que denegó la inscripción argumentando que mantenía su pensamiento subversivo.

Ir a portada