Ambos tienen prisión preventiva. (Alonso Chero)
Ambos tienen prisión preventiva. (Alonso Chero)

Aldo Castagnola Bejarano, hijo del propietario de , y Luis Palao, presunto sicario contratado para matar al empresario, fueron denunciados por la Fiscalía por los delitos de tenencia ilegal de armas y tráfico ilícito de drogas, , cuando supuestamente planeaban el asesinato.

No fueron denunciados por el delito de tentativa de homicidio porque, al parecer, . En ese entonces dijo que las armas incautadas les pertenecían a sus agentes de seguridad.

Ello, a pesar de que el coronel Denni Rodríguez, jefe de la Divincri Sur, señalara que "las evidencias halladas en poder de los detenidos demuestran la tentativa del delito".

Esta noche, el Ministerio Público también informó que consiguió la prisión preventiva para Castagnola Bejarano y Palao.