"En 45 días se ha capturado a los tres prófugos más buscados de la justicia peruana: Carlos Burgos, Edwin Donayre y ahora Félix Moreno”, señaló el ministro Morán. (Foto: GEC)
"En 45 días se ha capturado a los tres prófugos más buscados de la justicia peruana: Carlos Burgos, Edwin Donayre y ahora Félix Moreno”, señaló el ministro Morán. (Foto: GEC)

El , , aseguró este martes que tras la salida del país del exjuez supremo , su sector tomó las medidas necesarias para que ninguno de los “prófugos por corrupción” puedan salir del país. Indicó que por ello sabía que el exgobernador regional se encontraba dentro del país.

"Sabíamos que ninguno de estos prófugos por la corrupción habían salido del país, porque cuando se instalan estos grupos de investigación, teníamos la certeza por los conocimientos especiales de inteligencia de que estas personas estaban en el país. Con la experiencia que se tuvo con la fuga de Hinostroza, inmediatamente Migraciones potenció su labor controladora en la frontera", sostuvo en una entrevista con Canal N.

Morán destacó, en ese sentido, el "trabajo profesional de la Policía Nacional" en la captura del exgobernador regional Félix Moreno. Precisó que en 45 días, el sector que preside logró capturar a los tres prófugos por delitos de corrupción más buscados del país.

“Esto es un trabajo planificado y profesional, en 45 días se ha capturado a los tres prófugos más buscados de la justicia peruana: Carlos Burgos, Edwin Donayre y ahora Félix Moreno”, destacó.

El ministro del Interior explicó que no pudieron realizar una vigilancia a Moreno previo a la sentencia de 5 años de prisión efectiva en su contra, porque el exgobernador regional tenía en ese entonces solo una medida de comparecencia restringida en su contra.

"No podemos nosotros hacer un trabajo de vigilancia a una persona que está libre", remarcó.

Este lunes, Félix Moreno fue intervenido en una vivienda ubicada en el distrito de Cieneguilla. El exgobernador regional del Callao tiene dos sentencias de cinco años de prisión efectiva: una por el caso Corpac y otra por la venta subvaluada de un terreno en el fundo Oquendo. Ambas condenas son por el delito de colusión.

Moreno se encontraba prófugo desde enero del 2019 y el Ministerio del Interior ofrecía S/ 150,000 como recompensa para quien brinde información sobre su paradero.