El exembajador pidió celeridad para revisar las competencias de la comisión. (USI)
El exembajador pidió celeridad para revisar las competencias de la comisión. (USI)

El excanciller se sumó a las críticas contra la Comisión Interamericana de Derechos Humanos () por su en el caso de Mónica Feria, la estudiante procesada como senderista que ahora acusa torturas por parte de agentes de seguridad en 1992.

García Belaunde cuestionó la labor de la CIDH y las prerrogativas que asume frente a Estados independientes y con soberanía como el Perú. "Vía reglamento se ha excedido en sus atribuciones y actúa con una discrecionalidad muy grande en sus procedimientos", dijo.

El exministro de Relaciones Exteriores recomendó que se avance rápido en el debate en torno a la evaluación de las competencias de la CIDH, para así la comisión evite ser "sesgada, arbitraria y discrecional".

"Va más allá de su rol que pretenda intervenir en un proceso (el de Mónica Feria) paralizado justamente porque esta señora no se ha presentado", declaró. Por ello, pidió al Ejecutivo plantear una intensa actividad diplomática a fin de lograr que se vuelva al estatuto original de la CIDH.

Mónica Feria se encuentra refugiada en Alemania, de donde no ha podido ser extraditada para rendir cuentas a la justicia.