Crimen en Pachacámac: Sicarios asesinan de cinco tiros a abogada

Dos criminales en moto la atacaron en la puerta de su estudio jurídico en Pachacámac. La Policía presume que detrás de este homicidio estaría una mafia de traficantes de terrenos.

Criminales dispararon cinco balazos a la abogada, cuando había subido a su auto.

Criminales dispararon cinco balazos a la abogada, cuando había subido a su auto.

Criminales dispararon cinco balazos a la abogada, cuando había subido a su auto.

Shirley Avila

A sangre fría. A plena luz del día, dos sicarios con los rostros cubiertos asesinaron ayer de cinco balazos a la abogada penalista Jenny Nolasco Tomas (46). Para la Policía, todo indica que detrás de este crimen estaría una mafia de traficantes de terrenos.

Eran las 9:50 de la mañana. La profesional se despidió de uno de sus compañeros de trabajo y salió de su estudio jurídico Nolasco & Asociados, ubicado en la avenida Víctor Malásquez, en Manchay, Pachacámac.

Previamente, había informado que se iba a dirigir a un festival en Cerro Azul, en Cañete, donde –casualmente– seguía el proceso de varios de sus clientes. Se trataba de casos de usurpación de terrenos.

Ella subió a su auto Hyundai rojo, de placa F9Q-413, y cuando estaba a punto de emprender la marcha, aparecieron dos sujetos en moto. Estos cubrían sus rostros con cascos negros.

En cuestión de segundos y ante la mirada de varios transeúntes, uno de los criminales se aproximó a la abogada y le disparó cinco balazos, tres en el rostro. Los asesinos a sueldo fugaron del lugar efectuando disparos al aire, según contaron los testigos.

Vecinos del lugar intentaron salvarla y la trasladaron en la tolva de un camión a la posta de Manchay. Sin embargo, cuando llegaron, ya era demasiado tarde.

A la posta acudieron los agentes de la División de Investigación de Homicidios de la Dirincri, quienes trasladaron el cuerpo a la Morgue de Lima y se hicieron cargo del caso.

MAFIA DETRÁS DEL CRIMEN
La Policía informó que preliminarmente se ha descartado un intento de robo, pues dentro del vehículo se encontró la cartera de la víctima y otras de sus pertenencias. Uno de los investigadores dijo que se sabe que Jenny Nolasco se había especializado en ver casos de tráfico de terrenos.

La mayoría de los procesos que seguía tenían que ver con la usurpación de tierras en el sur chico de la capital, donde, precisamente, en los últimos años se han producido varios asesinatos.

“Se maneja información de que se trataría de una mafia que opera en Cañete. Ella llevaba un caso complejo por posesión y usurpación de terrenos en Cerro Azul, pero es necesario esperar, conocer con mayor detalle qué casos estaba siguiendo y si ya antes había recibido alguna amenaza”, señaló uno de los oficiales a cargo de las pesquisas.

Precisó que en el lugar de los hechos se encontraron casquillos de una pistola Parabellum, lo que podría conducir a los asesinos.
En horas de la noche, el Comité de Autodefensa del distrito de Cieneguilla se pronunció a través de sus redes sociales y responsabilizó de este crimen a supuestos traficantes de tierras.

Ir a portada