Personal del recogió esta mañana los 275 ventiladores mecánicos, donados por la Pontificia Universidad Católica del Perú (PUCP), en el marco del proyecto MASI. Estos equipos podrán ser implementados en medio de un contexto por falta de camas en las unidades de cuidados intensivos de diversos hospitales del país debido a un rebrote del (COVID-19).

En diálogo con Latina, Jaime Reátegui, representante del proyecto MASI, informó que por el momento una cantidad será derivada a un almacén situado en el distrito de Punta Hermosa, y los equipos restantes se quedarán por mientras en la sede de la PUCP. Señaló que esperan la lista de centros de salud donde serán distribuidos los más de doscientos ventiladores mecánicos.

“En estos momentos los 275 están siendo entregados formalmente al Minsa. De ellos, 225 están siendo trasladados al almacén en Punta Hermosa por un tema de espacio y 50 unidades se están quedando en la universidad Católica para continuar con pruebas clínicas alrededor del país”, señaló.

MIRA: Minsa reporta 1.583 contagios más y el número acumulado llega a 1.021.058

“Una preocupación nuestra ahora es dónde, cuándo y cómo se van a distribuir estos ventiladores porque lo que nosotros necesitamos es que no se queden en un almacén y se distribuyan hacia los lugares donde más los necesiten y nosotros ser informados de ello para poder capacitar al personal médicos de los centros hospitalarios y poder utilizarlo cuanto antes”, agregó Reátegui.

El representante del proyecto MASI explicó que ya han realizado anteriormente capacitaciones a personal médico del hospital Cayetano Heredia y la Clínica Internacional. “Para las capacitaciones no se requiere de más de un día por cada personal. El equipo es super sencillo de usar”, dijo.

“Ya tenemos un plan de capacitación. Estamos esperando una respuesta del Minsa de dónde tenemos que ir a capacitar. Hay que esperar la lista [de hospitales] donde serán distribuidos los ventiladores”, añadió.

Acuerdo

El Minsa, en un , informó que los ventiladores mecánicos donados por el proyecto MASI serán distribuidos en Lima, en el marco del acuerdo entre ambos, el pasado 29 de diciembre.

MIRA: Coronavirus en Perú: 960.703 pacientes se recuperaron y fueron dados de alta

El convenio contempla capacitaciones que la PUCP ofrecerá a los usuarios en los establecimientos de salud del Minsa, donde se encuentren los ventiladores mecánicos, así como el soporte técnico de emergencia, hasta seis meses después de la última entrega.

Además, el sector precisó que al culminar la emergencia sanitaria el Minsa se compromete a entregar los ventiladores mecánicos MASI que se encuentren disponibles a la PUCP, previa suscripción de un acta.

Sobre el proyecto

MASI es un proyecto peruano sin fines de lucro y orientado a crear ventiladores mecánicos de emergencia en el contexto de la pandemia del coronavirus (COVID-19). Tiene una pantalla interactiva que permite monitorear la situación del paciente y elegir entre tres modos de ventilación, según su condición. Es de fácil desinfección, cuenta con baterías que le brindan autonomía en caso de corte eléctrico, puede ser monitoreado de manera remota y envía alertas a los médicos a cargo.

Es el resultado de un trabajo conjunto entre la PUCP, BREIN (Hub de innovación de BRECA), Diacsa, Zolid Design y Energy Automation Technologies. Ha recibido financiamiento del Concytec, a través del Fondecyt y el apoyo económico de BRECA, ISA REP, Fundación Telefónica, la Sociedad Nacional de Minería, Petróleo y Energía, Rotary Internacional, EngieEnergía, un grupo de exalumnos PUCP, Unión de Galleros del Perú y Asbanc.

Los ventiladores mecánicos fueron fabricados en serie en la planta de operaciones implementada en el campus universitario de la Pontificia Universidad Católica del Perú (PUCP).