Marco Antonio Falla, padre de la víctima. (USI/Referencial)
Marco Antonio Falla, padre de la víctima. (USI/Referencial)

El informe final emitido por un juez respecto a la muerte de en abril de 2011, determinó que nueve efectivos policiales de la comisaría de San Borja torturaron al joven dentro de la dependencia policial, al punto de provocar su deceso, dijo Marco Antonio Falla, padre del fallecido.

Por su parte, el abogado de la familia, James Rodríguez, sostuvo que tras dicha confirmación, se determinó que los autores directos del delito de tortura son Alfredo Huamán Álvarez y , y como cómplices Julio César Obeso Milla, David Sánchez Méndez y Grover Henry Rojas Quispe.

Detalló también que Manuel Alejandro Navarro Valdivieso y Gino Salinas Barraza fueron acusados por cometer abuso de autoridad. En tanto, el comisario que estuvo presente el día de los hechos en la dependencia policial, el capitán Pablo Esteban Oyola Castillo, está procesado por omitir funciones, ya que estaba obligado a darle atención médica a Gerson Falla.

"Judicialmente está comprobado que Gerson Falla murió como producto de la tortura, y este es un precedente para que los buenos policías continúen haciendo su buena labor, y los malos policías sean sancionados", sostuvo en Abre los ojos.

Rodríguez indicó que el delito de tortura agravada cometido por un funcionario público, en este caso un efectivo policial, está tipificado con una pena no menor de ocho años ni mayor de 20 años.

"Estamos seguros que el Poder Judicial y el Ministerio Público van a tomar este caso como emblemático porque no podemos permitir que un ciudadano de a pie sea detenido, torturado y posteriormente muerto al día siguiente como producto de la tortura", afirmó el letrado.

Como se recuerda Gersón Falla fue detenido por los policías tras ser acusado de causar daños en un local de la cuadra 34 de la avenida Canadá.