Aprovechando el descuido de una vendedora en el , una mujer robó un celular en un centro comercial y se fue raudamente sin despertar sospecha alguna. Sin embargo, todo su accionar delictivo fue captado por las del local.

En lo registrado se observa que la delincuente, aproximadamente de 30 años, llegó hasta un establecimiento y empezó a preguntar sobre el precio de unos artículos que se ofertaban. Nadie pensaba que su objetivo era otro.

Según se puede apreciar en las imágenes de Panamericana Televisión, la ladrona observa un teléfono celular en un escritorio y espera el preciso momento para robar.

El telefóno es introducido dentro de las prendas de la ladrona. Ella, incluso, se da el tiempo de coger un bolso y ver si hay algún objeto de valor.

"Estamos cansados de la inseguridad. Si no tuviéramos cámaras, quizá pensaríamos que hasta nos olvidamos de nuestras cosas en algún lugar", relató la afectada.

Las imágenes ya se encuentran en posesión de la , la cual ya trabaja en la identificación de la mujer.