Un joven que se desempeñaba como catequista en la iglesia Nuestra Señora de la Esperanza, en , fue detenido tras ser acusado de haber violado a una adolescente de 15 años.

Carlos Silverio Torres había estado bebiendo ron y fumando marihuana antes de llevarse con engaños a la menor de edad a su vivienda, donde luego de amenazarla con un machete, abusó sexualmente de ella, según 24 Horas.

De acuerdo al relato de la joven, Silverio Torres le pidió que lo acompañara a su casa, pues se sentía mal porque había terminado con su enamorada, pero al llegar se puso agresivo. "Me mordió en el cuello y en el busto, y me forzó a tener relaciones sexuales cuando yo no quería", indicó.

El depravado negó las acusaciones e, incluso, señaló que tenía una relación sentimental con su víctima. El sujeto ya fue traslado a un penal de Lima, mientras se realizan las investigaciones del caso.