Hace cinco años la antigua estación de tren Desamparados volvió a nacer. Se convirtió en un espacio de encuentro para dialogar, presenciar y compartir historias. Desde entonces, los niños, jóvenes y adultos acceden gratuitamente a una variada oferta de actividades culturales.

La fue creada el 20 de octubre de 2009 y de manera continua –de martes a domingo– congrega a lectores, autores y editores. Los nuevos pasajeros de esta estación ya no son aves de paso.

En sus exposiciones se conjuga la literatura y las artes plásticas; los congresos son eventos para estudiantes y académicos; el club de lectura, para entusiastas jóvenes lectores. Los cuentacuentos y teatro infantil son espacios para compartir en familia. Además, cuenta con una biblioteca que está disponible incluso los sábados y domingos.

En sus primeros cinco años la Casa de la Literatura Peruana reafirma su compromiso con narradores, poetas, profesores, críticos, editores, ilustradores y todos aquellos que no pueden vivir sin leer.

Asimismo, busca contribuir a la reflexión de escritores, investigadores literarios, pedagogos de la literatura y lectores de distintas edades.

En esta semana de aniversario pone a disposición del público que resume sus principales actividades del año.