Buscan frenar vandalismo. (Luis Gonzales)
Buscan frenar vandalismo. (Luis Gonzales)

La Región Policial Lima destinará 2,500 agentes del y del a la vigilancia de las calles para prevenir acciones vandálicas bajo pretexto de los carnavales, que se festejan en febrero.

Estos efectivos policiales se harán pasar como barrenderos, heladeros e indigentes para capturar a los infractores en el preciso momento en que quieran perpetrar actos de violencia, señaló el coronel Juan Olivera, jefe del grupo Terna.

La autoridad explicó que se pondrá especial interés en el Cercado de Lima, el Rímac y La Victoria, distritos con más número de antecedentes de delitos de este tipo.

A esta medida, algunos municipios les han incluido sanciones económicas. Por ejemplo, la Municipalidad de Ate multará con S/. 190 a quienes agredan a los transeúntes, cometan desmanes en la vía pública o dañen el patrimonio.