Cabeza Valdivia habría atacado por ser gay. (Difusión)
Cabeza Valdivia habría atacado por ser gay. (Difusión)

El caso del peruano Luis Fernando Cabeza Valdivia, quien fue , será monitoreado por la Cancillería del Perú, a fin de que se garantice el debido proceso y se respeten sus derechos humanos.

Marco Núñez Melgar, director de Protección y Asistencia al Nacional de la Cancillería, indicó que el enviará a , Florida, a un representante para que siga de cerca el caso del compatriota, quien aún sigue detenido en el país norteamericano.

"Los cónsules no pueden intervenir en los procesos, porque estos son privados, pero puede ver que se respete el debido proceso con todas las características que este debe tener, así como ver las condiciones humanitarias y asistir a la familia del connacional", indicó.

En conferencia de prensa, Núñez Melgar refirió que Cabeza Valdivia podrá contar con un abogado de oficio para afrontar los cargos que se le imputan: resistencia pacífica a la autoridad, resistencia con violencia y situación migratoria irregular. Por este último cargo podría ser deportado, anotó.

"No podemos adelantar juicio, pero nada justifica la violencia. Si hubo o no abuso policial, eso lo determinará el proceso de investigación y el juez que verá el caso. Ninguna autoridad puede sobrepasar los límites de la ley", afirmó.

El diplomático comentó que, si se comprueba que hubo , se deberá sancionar a los responsables, pues la condición migratoria irregular no justifica la violación de derechos humanos en ningún lugar del mundo.

Familiares del joven denunciaron que este sufrió un ataque homofóbico el pasado fin de semana, a manos de agentes policiales, quienes le dejaron heridas en la cara, rodillas y, al parecer, un brazo roto.