La irlandesa , de 20 años, y la británica , de 19 años, fueron recluidas hoy en el penal Virgen de las Mercedes, en el distrito de Chorrillos.

Las 'burriers' británicas son acusadas de tráfico ilícito de drogas tras intentar sacar del país 11 kg. de cocaína en sus equipajes. Podrían ser condenadas .

El juez Dilo Huamán, titular de la Corte Superior del Callao, para ambas, ya que existen suficientes evidencias contra ellas, y, al considerar que existía riesgo de fuga.

Las jóvenes fueron detenidas el 6 de agosto cuando se disponían a tomar un vuelo con destino a Madrid.

Las acusadas afirman que son inocentes y que fueron víctimas de una banda internacional que las captó en la isla de Ibiza (España) y las forzó bajo amenazas a transportar la droga. Su versión, sin embargo, no ha sido considerada creíble por las autoridades.