Bomberos atienden 400 casos mensuales de incidentes con materiales peligrosos. (Mario Zapata)
Bomberos atienden 400 casos mensuales de incidentes con materiales peligrosos. (Mario Zapata)

Alrededor de 400 emergencias con materiales peligrosos —entre fugas de gas, derrames de hidrocarburos, corrosivos, tóxicos y otros no determinados— son atendidas cada mes por los bomberos, superando el promedio de casos similares reportados en la región, se informó hoy.

El comandante José Zea, jefe nacional de Materiales peligrosos del , precisó que en Lima y el Callao el promedio de casos atendidos supera hasta en 12 veces las emergencias atendidas en la región.

Explicó que los materiales peligrosos son aquellos que se encuentran en cualquier estado de la materia y que por sus características físico químicas pueden causar daño a las personas, medio ambiente y a la propiedad.

"Ellos conviven con nosotros todos los días, en el hogar (lejía, ácido muriático, desinfectantes, etcétera) en el trabajo, no solo se encuentran en plantas industriales como se suele pensar y el daño puede ir desde un malestar pasajero, una intoxicación, e incluso la muerte", advirtió.

Zea indicó que, lamentablemente, no hay conciencia que el mal manejo de estos productos (transporte, manipulación y almacenamiento) puede causar daños a miles de personas en forma inmediata e irreversible.

Al respecto, manifestó que estudios internacionales son contundentes al referir que algunos de estos materiales pueden generar enfermedades letales como el cáncer de pulmón (mesotelioma) como ya está descrito para el asbesto.

PROPUESTAFrente a esta situación, Zea planteó la necesidad en desarrollar una ley que cubra los aspectos de manejo de materiales peligrosos en todos los sectores e iniciar campañas de difusión de los riesgos por el uso inadecuado (falta de condiciones de seguridad) de los materiales peligrosos.

"Lo más importante es que las autoridades comprendan la severidad e impacto masivo sobre la población que podrían generar estas sustancias" sostuvo.

Refirió que el pasado viernes se reportaron 45 niños intoxicados por causas no precisadas dado que no se ha identificado la procedencia de las sustancias.