Otro escándalo. atendió a representantes de empresas y recibió cartas de ejecutivos de estas mientras se encontraba preso en el penal de máxima seguridad .

El líder etnocacerista, condenado por el asesinato de cuatro policías en el 'Andahuaylazo', habría ayudado en 2011 a la minera canadiense Las Palmeras, sucursal de la transnacional , en su problema con las rondas campesinas de San Ignacio, en Cajamarca, ya que estos se oponían a que la empresa llegara a la fase de explotación.

Según el programa de televisión Tribuna Abierta, en una carta fechada el 14 de abril de 2011, dos directivos de la mencionada compañía escribieron una carta al hermano del Presidente de la República en la que le comentaron que conocían su "alto compromiso con el desarrollo del pueblo" y por eso le solicitaban su intermediación ante la Federación de Rondas Campesinas del distrito de .

"Era un intercambio porque él (Antauro Humala) mantiene muy buenas relaciones con esos grupos. La idea era trabajar conjuntamente para llegar a un entendimiento y evitar un conflicto social. Es más, los líderes ronderos de la zona norte de se identifican como etnocaceristas, que es el partido de Antauro Humala", señaló Luis Gonzáles, asesor de la Gerencia de Relaciones Comunitarias de Las Palmeras.

Como la mencionada firma, habría una lista de otras más que pidieron favores al recluso.

Sobre esta denuncia, el congresista aprista recalcó la inconsistencia de Antauro, quien es un férreo defensor del nacionalismo, pero que apoya a empresas mineras.

"Habla de que debe protegerse el medio ambiente, no sé qué, pero cuando viene un amigo de 20 años ahí sí. ¿Entonces en qué quedó Conga va, Conga no va?", indicó.