Copa América

Al año detectan 1,800 casos de cáncer infantil

Lamentablemente, cinco de cada diez niños que padecen este mal fallecen, según el Minsa

Niños con cáncer

ESPERANZA. Albergue Frieda Heller acoge a unos 350 niños con cáncer y a sus familiares (Piko Tamashiro).

ESPERANZA. Albergue Frieda Heller acoge a unos 350 niños con cáncer y a sus familiares (Piko Tamashiro).

Piko Tamashiro

Redacción PERÚ21
Redacción PERÚ21

“El doctor me dijo que mi hijo iba a morir. Perdí fuerzas, sentí que el mundo se me caía. Con el dolor de mi alma, le dije a Dios que se haga su voluntad”. Este es el desgarrador testimonio de Mery Castillo, madre de Cristopher, un pequeño de seis años que venció al cáncer.

A Cristopher le detectaron el mal a los cuatro años. Lo operaron y le extirparon uno de sus riñones. Luego le practicaron más de 25 quimioterapias. Aun así, los tumores volvían una y otra vez.

El momento más crítico ocurrió en marzo de 2018, en Semana Santa. “Mi hijo tenía dos meses en cuidados intensivos. Estaba sedado y el doctor me dijo que probarían una última medicina; de lo contrario, no podía hacer más”, sostuvo. Cristopher respondió favorablemente. “Está recuperado y más travieso que nunca”, afirmó su madre.

Otro es el caso de Delmi Castillo. Cuando estaba por cumplir 18 años, fue diagnosticada con leucemia linfoblástica aguda. Ella creía que tenía anemia, como le decían cada vez que iba a la posta médica.

Un día su cuerpo no resistió más y se desmayó. En ese momento solo tenía cinco de hemoglobina. Sus padres la trajeron de Loreto a Lima para tratar su cáncer. “ Lloré todos los días. Tenía miedo de morir”, aseguró Delmi a Perú21.

Ella ha soportado más de 30 quimioterapias. Tomaba 14 pastillas al día en las primeras semanas. “Ni yo misma sé cómo he aguantado”, afirmó. Luego de tres años de tratamiento –en los que sufrió la caída de cabello y cambio de coloración de uñas– le ganó la batalla al cáncer. “A los niños les digo que la actitud y las ganas de vivir hacen milagros”, sostuvo. Son dos casos de valentía que hoy, en el Día Internacional de Lucha contra el Cáncer Infantil, se deben conocer.

Tanto Cristopher como Delmi fueron acogidos en el albergue Frieda Heller de la Fundación Peruana de Cáncer, que protege a 350 niños y adolescentes que padecen este mal. Dicha institución cubrió los gastos de los dos pacientes y de sus familiares.


LENTO DIAGNÓSTICO
Al respecto, el doctor Víctor Palacios, jefe de la Dirección de Prevención y Control de Cáncer del Ministerio de Salud (Minsa), indicó que al año se registran 1,800 casos nuevos de cáncer infantil en Perú. La falta de un diagnóstico temprano hace que cinco de cada diez niños que lo padecen fallezcan.

“El 40% de ellos tiene leucemia; el 18%, tumores en el sistema nervioso central; el otro 18% es por linfomas. Lamentablemente, estos tipos de cáncer no se evitan”, aseveró.

Por su parte, la oncóloga pediátrica Otilia Calderón, del Instituto Nacional de Salud del Niño de San Borja, lamentó que en nuestro país se tarde tres meses en diagnosticar a un niño con cáncer en los centros de salud públicos. Afirmó, también, que en el país solo hay 25 médicos pediatras oncólogos y que cuando se detecta un tumor sólido, este ya se encuentra muy avanzado (en el estadio cuatro o cinco), cuando casi ya no se puede hacer nada.


DATOS
- El Instituto de Salud del Niño de San Borja realizará hoy la campaña Resistiré, de donación de sangre y plaquetas para niños con cáncer.
-El Minsa viene capacitando a médicos en la detección temprana del cáncer infantil.
“La clave para superar el cáncer es el diagnóstico temprano y la derivación oportuna del paciente”. Víctor Palacios. Especialista del Ministerio de Salud.

Sigue actualizado en nuestra APP

Ir a portada