(USI)
(USI)

Otro alcalde es víctima de la delincuencia. Esta vez se trata de Óscar David Coronado Fernández, burgomaestre del distrito de Cochas, en la provincia de , en cuya vivienda un grupo de extorsionadores arrojó un artefacto explosivo para exigir el pago de un cupo a cambio de no atentar contra su vida y la de su familia.

Los delincuentes dejaron a la autoridad un manuscrito con las amenazas. El hecho ya está siendo investigado por la Policía y por la Fiscalía.